martes, julio 04, 2006

La antologia definitiva de Homero Carvalho Oliva

El libro “Cuentos completos” resume 25 años de historias del escritor Homero Carvalho. Impulsor del “boom” cruceño, el autor habla de dones y maldiciones.

Liliana Carrillo V.,

“Si puedes vivir sin escribir, no escribas”. Homero Carvalho repite el consejo de Rainer María Rilke siempre que puede ante nóveles autores. “El oficio de escribir —y lo saben quienes lo practican— no es ninguna bendición, por el contrario es una maldición que nos obliga a volver a la palabra sin piedad”, justifica, y bien lo sabe, el narrador y poeta beniano que se animó a resumir 25 años de historias en el amplio volumen Cuentos completos 1980-2005.

Publicado bajo el sello La Marcha de la editorial La Hoguera, el libro acaba de ser presentado en La Paz por su autor. “Era una tarea pendiente”, afirma el escritor y así continúa la charla.

Después de crear y coleccionar cientos de narraciones, ¿qué hace a un buen cuento?
La sinceridad con la que se lo cuenta, si no tienes nada que contar es mejor no escribir. A veces nos forzamos intentando escribir cuentos en los que la forma es perfecta, pero que no nos dicen ni nos sugieren nada…

“Estoy en paz”, admite en el prólogo de sus Cuentos completos. ¿Significa ello que “sus demonios de escritor” finalmente se han apaciguado?
Por el momento les he pedido una tregua a los demonios del cuento, para dedicarme desde la noche de mi alma a la novela. Además, creí conveniente hacer un recuento de mi obra cuentística, creo que se la debía a mis lectores porque la tenía muy dispersa.

El volumen muestra una amplia gama de temáticas y formas, de lo rural a lo urbano. ¿A qué obedecen esos desplazamientos en su literatura?
De alguna manera mis cuentos expresan mi propia biografía, por eso empiezo esta antología con los cuentos amazónicos porque reflejan mi infancia. Luego vienen las ciudades y sus personajes, para dar lugar a aquellos seres entrañables para mí y termino con historias de ángeles y arcángeles que ya es una búsqueda distinta más allá de este mundo, quizá espiritual.

El cuento breve, otra veta en su obra, está en la frontera entre la ocurrencia y la sorpresa. ¿Cómo equilibra esos límites?
El microcuento se mueve en esa frontera imperceptible y la única manera de equilibrarlos es el poema: cuando la minificción se aproxima a la poesía es un buen trabajo: Me explico mejor con Sodoma y Gomorra:

´Hubo una vez en el tiempo, una ciudad cuya única hembra casta era la muerte´.

Llama la atención la minuciosa recopilación de comentarios sobre su obra, ¿por qué publicarlos en este libro?, ¿son pistas del ego del escritor?
Sí, para qué negarlo, es parte de nuestro ego. Pero, por otra parte es un reconocimiento a quienes creyeron en mi obra y me animaron a seguir escribiendo.



Después de haber publicado libros de cuento, novela, poesía, ¿cuál es su próximo proyecto?
Estoy trabajando en una novela histórica y en un poemario en homenaje a una ciudad que amo tanto como al recuerdo de una mujer que escribe versos.

Aunque es beniano y ha vivido en La Paz, usted se ha convertido en punta de lanza del llamado “boom de escritores cruceños”. ¿Existe realmente este fenómeno?, ¿cuáles son sus síntomas y su futuro?
Gracias por ese privilegio de ser parte de una vanguardia. Creo que es el resultado de cerca de treinta años de escritura, no hay nada especial. Fíjense que tengo cuatro novelas publicadas y recién con las dos últimas alcanzo cierta popularidad y digo cierta porque el fenómeno, como tal, solamente es conocido en Cochabamba, La Paz y la propia Santa Cruz.

Cuando seamos conocidos en toda Bolivia seremos un verdadero boom, mientras tanto el apelativo sirve para los que no están incluidos se enojen.



¿Qué opina del papel de la crítica literaria?
Cuando recién empecé a publicar le temía, ahora ya no porque comprendo que no necesariamente hay críticas que van dirigidas al texto sino al autor. Pero en fin Bakunin, qué sería de nosotros sin alguien que no nos odie, seríamos miserables, no tendríamos nada digno de ser deseado o envidiado.


La odisea

Homero relató la mayor de las mentiras: aquella que se inventa un hombre desesperado cuando no sabe cómo justificar su retraso al volver a casa. Después de Ulises no nos queda mucho por improvisar”.

Pachamama

Doña Justina Cusicanqui, tierna y sabia anciana, cuenta que escuchó a su abuela relatar la historia de un aymara que, ante los porfiados sacerdotes que pretendían obligarlo a bautizarse cristianamente, respondió muy sereno: Yo nada espero del Cielo, todo me lo dio la Tierra.

Homero Carvalho

El escritor • Nacido en Beni, en 1957, Carvalho es poeta y narrador. Radica en Santa Cruz.

Cuento • Ha publicado los compendios: Biografía de un otoño, El Rey Ilusión, Seres de Palabras, Territorios Invadidos y Ajuste de Cuentos, entre otros títulos.

Novela • Ha publicado: Memoria de los espejos, El espíritu de las cosas, Santo Vituperio y La Ciudad de los inmortales.

PUBLICADO EN EL PERIODICO PACEÑO LA RAZON

1 Comments:

Blogger Mían... said...

Es 18 de julio y la noticia FIGURA del 04 del mismo, ¿paso algo?

Homero Carvalho (creo que se escribe asi) es uno de los escritores más reconocidos del pais, he leido un poco de él, y me quedé, no sé por qué con un sabor a poco, me imagino que no puedo sacra una conclusión por tan slo leer un fragmento.

Saludos

4:06 p.m.  

Publicar un comentario

<< Home

h2 class="sidebar-title">Vínculos Creative Commons License
Detta verk är licensierat under en Creative Commons Erkännande 3.0 Unported Licens.